Se conoce como rinoseptoplastía, consiste en un procedimiento tanto funcional como estético el cual se realiza posterior a una evaluación cuidadosa del paciente.

Cirugía de nariz

Por lo general se experimentan pocas molestias al realizar éste procedimiento, no es doloroso. El periodo de incapacidad es de alrededor de 5 a 8 días, y actualmente lo realizamos sin taponamientos traumáticos, siendo así el más realizado por el cirujano plástico facial.

En ocasiones éste procedimiento obedece a una cirugía realizada con anterioridad o bien a alguna deformidad ocasionada por un accidente o por alguna lesión visible como lunares, cáncer o cicatrices.

El objetivo primordial es el de conservar la función adecuada de la nariz considerando a la estética como parte de ésta funcionalidad.

La Cirugía de la nariz es considerada la “reina” de todos los procedimientos de cirugía plástica, y es al mismo tiempo la más practicada.

No obstante lo anterior, la cirugía de la nariz envuelve muchos aspectos que involucran a lo funcional y a lo estético y que la convierten en un procedimiento complejo para el cirujano, quien debe estar correctamente entrenado para su realización y para su análisis, y para el paciente quien debe de saber elegir a su cirujano y asegurarse de que esté bien entrenado y que pueda satisfacer sus expectativas.